Ciencia y Tecno

‘SakCu’: el cubrebocas creado por la UNAM que puede eliminar el virus de la COVID-19

La UNAM creó un cubrebocas capaz de eliminar el virus de la COVID-19 al contacto en un lapso de tiepo dos a ocho horas.

Foto: Erik Hubbard Gaceta UNAM
Foto: Erik Hubbard Gaceta UNAM

Ciencia y Tecno

‘SakCu’: el cubrebocas creado por la UNAM que puede eliminar el virus de la COVID-19

La UNAM creó un cubrebocas capaz de eliminar el virus de la COVID-19 al contacto en un lapso de tiepo dos a ocho horas.

Publicado

Investigadores de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) elaboraron un cubrebocas con el nombre de “SakCu” que cuenta con nanocapas de plata-cobre, un material antiviral, que logra eliminar el coronavirus al contacto.

El proyecto estuvo acargo de la investigadora Sandra Rodil y reveló en una entrevista con la Gaceta de la UNAM que el cubrebocas cuenta con tres capas, la interna y externa que son de algodón y una nanocapa en medio de ellas hecha de plata-cobre, que de acuerdo con los resultados de las pruebas que realizaron puede eliminar el virus al contacto en un tiempo estimado de dos a ocho horas, depediendo la carga viral a la que se exponga.

El cubrebocas se puso a prueba en el Hospital Juárez de Mexico donde los ensayos consistieron en colocar gotas del virus extraídas de pacientes infectados en él para ver su eficacia. De acuerdo a Rodil el cubrebocas logró una eficiencia de más del 80%.

Si te preguntas si usarlo no genera riesgos de salud por tener una nanocapa de plata-cobre, la respuesta es que no. La UNAM junto al Instituto Nacional de Rehabilitación (INR) midieron las consecuencias que tendría el uso de la nanocapa en la piel y acorde a Rodil “no hubo ningún efecto o riesgo citotóxico”. Tampoco existe riesgo con la humedad porque la cantidad de plata y cobre es mínima.

Y eso no es todo, este nuevo cubrebocas ayuda a resolver el problema ambiental que está ocasionando el desecho costante que hacemos de cubrebocas porque es reusable y resiste hasta 10 lavadas sin perder su efectividad.

El nombre de “SakCu” es la combinación de la palabra maya “Sak” que significa plata y la sigla del elemento químico cobre “Cu”.

Además de este nuevo cubrebocas, el equipo de investigadores fabricará otro, pero de tipo quirúrgico, que se podrá lavar de tres a cinco veces.

Te puede interesar: La UNAM abrirá convocatoría de beca de 3 mil 600 pesos para sus alumnos